1993

Oficinas Silver Sanz

Silver Sanz

Barcelona , España

Premio FAD de Diseño Interior 1993

Fotografía © Jordi Sarrà

El proyecto de reforma de estas oficinas se concentró en el criterio de ligereza. Exenta de divisiones, esta oficina se presenta como un gran espacio diáfano, donde transcurre la actividad más vital de la empresa.

El mostrador de recepción, construido en acero inoxidable, pensado como un bloque horizontal suspendido que se introduce perdiéndose en una pared. Los dos primeros tramos de la escalera, entendidos como una estructura metálica volada de imagen sumamente ligera.

Las oficinas se organizan en torno a un gran espacio central, en donde se sitúa la administración, rodeada de despachos y estancias complementarias en contacto con las fachadas del edificio. El esquema elimina pasillos a excepción del que se provocó intencionadamente para dar privacidad a una pequeña cocina, y permite a su vez el paso de instalaciones por el falso techo situado en los despachos.

En las oficinas Silver Sanz, una empresa de distribución de productos, se optó por una solución más urbanista que decorativa; se pensó en el esquema tradicional de plaza de pueblo, núcleo básico donde todo confluye, y así comenzó a detallarse el proyecto.